LOS SECRETOS NATURALES

Shhh...


Hemos seleccionado los espacios naturales menos conocidos de Mont-roig Miami pero de más biodiversidad. Tesoros naturales, casi secretos, que os permitirán respirar auténticas distancias naturales en la Costa Dorada.


EL ARENY

El país de color rojo


La montaña del Areny es un regalo de la naturaleza. Cuando uno la visita tiene la sensación de encontrarse en un lugar especial, único. El color rojo y las formas fantasiosas de la roca te transportan a un mundo lejano.


Es un pequeño tesoro mediterráneo habitado durante la prehistoria y fuente de inspiración para genios como Joan Miró. Pocos lugares de Cataluña presentan unos paisajes de tanta belleza y singularidad gracias a la geología del lugar y también a la vegetación que se desarrolla, asociada a las formaciones rocosas. La montaña de la Roca, donde se encuentra la ermita de la Virgen de la Roca, se integra dentro de la montaña del Areny. El Areny, situado a 390 metros sobre el nivel del mar, es además, un espléndido mirador de la Costa Dorada.


Sobre los materiales triásicos del Buntsandstein, de hace casi 250 millones de años, con conglomerados y greses silíceos, se han formado suelos rojos de notable interés geológico y paisajístico. Son acantilados y bloques de roca que con la erosión del viento y el agua toman relieves singulares. En los años 40 del siglo pasado se retiraron grandes cantidades de arena roja, fruto de la erosión milenaria, para utilizarla para hacer vidrio.


La vegetación natural dista de la que podemos encontrar en montañas vecinas. Los suelos silíceos solo permiten el desarrollo de especies que soportan la acidez de la roca. Es el caso de la encina litoral, bastante común en el Areny, el alcornoque, que aparece en algunos puntos, los pinares de pinocha, a los que les gusta estar en el fondo del Areny, así como arbustos como el lentisco, muy común, y las albaidas, una planta rupícola que florece en primavera formando grandes mantos amarillentos. Fijaros como los suelos silíceos son cubiertos por vegetación asociada a la acidez de la roca, mientras que los suelos calcáreos son ocupados por pinares de pino blanco. Además, el Areny destaca por presentar una gran variedad de líquenes, entre estos se han identificado especies muy raras, únicas en Cataluña. Los líquenes indican una buena calidad ambiental.


El cromatismo del sitio formado por el rojo de la roca y sus sombras, el verde de los encinares y los pinares y el amarillo de las albaidas en primavera dota a todo el conjunto de una singularidad paisajística única en la Costa Dorada. Fue catalogado como Espacio de Interés Natural (PEIN) por la Generalitat de Cataluña.


Leer más
Leer más
Leer más
Leer más

¿Cómo llegar?


Te animamos a descubrir este lugar tan icónico del municipio a través de la ruta larga de senderismo  Mare de Déu de la Roca, faro de los marineros con salida desde el núcleo de Mont-roig y pasando por el Camino de los Carlistas, “les escaletes”, el Areny, la “Cova Foradada”…¡un entorno natural muy querido por los vecinos de Mont-roig del Camp!


LA MONTAÑA BLANCA

El balcón del mar Mediterráneo


La Montaña Blanca es el punto más alto del término de Mont-roig, se trata de una cordillera situada como contrafuerte de sus hermanas mayores, la Sierra de Llaberia y la Mola de Colldejou. En su punto más alto, el Molló de los Cuatro Términos, confluyen los términos de Pratdip, Colldejou, Vilanova d’Escornalbou y Mont-roig, y ofrece unas vistas privilegiadas sobre Mont-roig, la montaña del Areny coronada por la Ermita de la Virgen de la Roca y la Costa Dorada. Desde la cumbre también se vislumbran las cimas de la Mola de Colldejou (922 m) y la Miranda de Llaberia (918 m) donde está situado uno de los 4 radares meteorológicos de Cataluña.


La montaña Blanca debe su nombre a la roca caliza, donde se produce el típico fenómeno de carstificación, es decir, la dilución de la roca, lo que provoca la aparición de numerosas cuevas y simas, como la sima del Pla, cercano al Molló de los Cuatro Términos, y de unos 31 metros de profundidad.


Leer más
Leer más
Leer más
Leer más

¿Cómo llegar?


Siguiendo la ruta de senderismo La montaña blanca, mirador de Mont-roig, se puede llegar. Eso sí, hay que estar un poco en forma, ya que en algunos puntos hay que salvar algún desnivel y la ruta es de 18 km aproximadamente.


Ahora bien, si lo que quieres es subir hasta el Molló de los 4 Términos y observar las vistas panorámicas excepcionales, puedes hacerlo en cuestión de 40 minutos, dejando el coche donde se inicia esta ruta ¡y no te vas a perder!


BARRANCO DE LA MINA DE LES NINES

La Amazonia de Mont-roig


Entre los barrancos que descienden del Areny, el de l’Horta es el que presenta una vegetación más exuberante. En medio de la llanura aluvial y fértil del Camp de Tarragona forma una pequeña isla de vegetación que sigue el curso del barranco.


El barranco ha ido erosionando el suelo, encajonándose, y permitiendo el desarrollo de una vegetación exuberante, gracias a la humedad que se acumula, y que recuerda ambientes amazónicos. En verano, con la frescura y la sombra del barranco, resulta un paseo ideal.


De entre la vegetación destaca el encinar litoral. La encina nos transporta al pasado, cuando toda la llanura del Camp de Tarragona era ocupada por esta especie. La degradación del suelo y la actividad agraria ha hecho que hoy sea el pino blanco el que predomine en el paisaje, de ahí la singularidad biogeográfica del barranco de l’Horta.


Además de los valores naturales, el barranco de l’Horta destaca por los valores culturales relacionados con el aprovechamiento del agua. Por la zona pasa la Mina de les Nines, hoy sin uso, pero con restos de patrimonio que nos recuerda su existencia y funcionalidad en el pasado. Siguiendo la ruta que os proponemos llegaréis al acueducto de la “rasa del Sunto”, subsidiario del barranco de l’Horta, por donde la Mina de les Nines salvaba el desnivel de la zanja. Más adelante, llegaréis a otro puente acueducto de mayores dimensiones que el anterior. Tenía una función mixta: daba paso y conducía el agua. El puente acueducto comunicaba el margen izquierdo del barranco de l’Horta con la boca de la Mina de les Nines.


Leer más
Leer más
Leer más
Leer más

¿Cómo llegar?


Para encontrar el inicio del barranco de la Mina de les Nines desde el núcleo de Mont-roig, hay que ir hasta los antiguos lavaderos siguiendo el barranco de l’Horta hasta encontrar un cruce con bastante vegetación, y a partir de ahí comienza el tramo del barranco de la Mina de las Nines. ¡Haz click aquí y sigue esta ruta, llegarás hasta la Ermita de la Virgen de la Roca!


EL ESTANY GELAT

Un oasis natural


De elevado interés natural, paisajístico e histórico, el “estany Gelat”, popularmente llamado “estany Salat”, es una zona húmeda litoral formada en la desembocadura del barranco del mismo nombre y que forma parte de la Red Natura 2000, una iniciativa europea, que impulsa la creación de una red de áreas de especial protección.


Esta zona singular es visitada regularmente por pájaros migratorios y también se  puede encontrar el fartet, un pez de agua dulce en peligro de extinción. En cuanto a la vegetación, es la característica de este tipo de zonas húmedas, y hay que destacar el junco marino (Juncus maritimus) y la salicórnia arbustiva (Arthrocnemum fruticosum).


El “estany Gelat”, así como las calas cercanas, antiguamente fueron un enclave importante en cuanto al contrabando, de aquí que se  instalase uno de los dos puntos de vigilancia que los carabineros tuvieron en el litoral de Mont-roig. El “estany Gelat” también fue testigo, en el marco de la guerra anglo-española (1804-1809), de una escaramuza entre el ejército español y el británico, porque 25 marineros británicos robaron un carro con avituallamiento para el ejército español y en la zona del “estany Gelat” hubo un intercambio de disparos.


En un lateral del “estany Gelat”, se  pueden percibir los escombros de una construcción vinculada a la cacería perteneciente al marqués de Marianao. El barranco del “estany Gelat”, era el límite por el norte  del coto del marqués de Marianao. Posteriormente, el coto fue vendido y aquí empieza la historia de la fundación de Miami Platja por parte del empresario Marcel·lí Esquius i Garcia (1897-1969).


Este enclave se encuentra en un cruce de caminos: Por una parte el GR92, que transcurre por las playas de Mont-roig y Miami, y por la otra, el sendero de pequeño recorrido por el barranco de “l’estany Gelat”.


Leer más
Leer más
Leer más
Leer más

¿Cómo llegar?


El Estany Gelat es de muy fácil acceso, tanto a pie, como en bicicleta o en coche. Si haces clic en el punto rojo del mapa te llevará directamente. ¿Estás preparado para descubrir esta pequeña laguna de gran biodiversidad? ¡Conecta con la naturaleza más salvaje de Mont-roig y Miami!


R E S P I R A